Ir para o Conteúdo

Cafe con Sensei


28-jun-2018

GASHUKU SHIAI - Titubear

Titubear.
Dudamos en hacer un curso, cambiar de empleo, abrir un negocio o profundizar en alguna relación. Ingresar a Niten.
Incluso las señales nos muestran que este es el camino, vacilamos.
Se pierde entonces la oportunidad.
Los años pasan y, obviamente, innumerables Momentos de Oro y lecciones importantes para ser feliz quedan en el pasado sin posibilidad de recuperarlos.
No dude: Comience.




" Shitsurei shimasu,

En ese fin de semana del 16 de junio pude participar por primera vez en un Gashuku. Poco tiempo atrás había comentado en un texto sobre estar empezando a ver cuán grande es el mar después de un entrenamiento en el RJ ... Y después del Gashuku pude contemplar un poco más esa inmensidad, y sentir que todavía hay mucho que ver.

Uno de los primeros puntos del viaje ... Conocer el ambiente donde va. Asegurarse de que está llevando todo lo que necesitaba, especialmente para hacer frente al frío. Acostumbrado con un clima predominantemente caluroso, no se puede subestimar el frío.

Tuve el honor de poder conocer a Sensei por primera vez. Me saludó con una sonrisa bastante acogedora. Me sentí bienvenido a Niten. Allí, el transmitió una energía que aumentó aún más las ganas de entrenar.

Resumiendo los entrenamientos, tuve la oportunidad de entrenar el iaijutsu, entrenar el estilo Sekiguchi, y entrenar bastante kenjutsu. Cada vez que entrena Iai con diferentes senpais, recibía una sugerencia, una nueva percepción, que contribuye mucho para el perfeccionamiento. Lo mismo vale para el kenjutsu. El combate también trae mucha experiencia. Enfrentar a colegas de las más variadas graduaciones en cada combate permite una ganancia increíble de experiencias y percepciones.

Un sentimiento que tenía era que me faltaba velocidad en algunos ataques, pero con el tiempo también percibí que parte del factor velocidad estaba ligado a la energía y la vacilación. O pensar demasiado. Perdía tiempo pensando mucho en cómo atacar, lo que abría una brecha. O no creer mucho en mi golpe, eso hacía mi golpe más lento y menos preciso.

Después de una secuencia de muchos keiko fue cada vez más claro que los golpes que tomaba venían en momentos de vacilación o por pensar demasiado. Agradezco por cada golpe que llevé para hacerme entender eso. Eso me despierta más la iniciativa para dar ese primer golpe, un salto, que cuando no acierta, necesito actuar rápido para contra atacar el golpe que seguramente vendrá del oponente. Otro punto es que cuando intentaba ciertas tácticas me quedaba pensando en luchas, y después de muchas de ellas y entrenamiento terminan volviéndose algo que no necesita ser pensado en demasía, sino que acaban siendo incorporadas naturalmente en la forma de actuar en combate. * Es difícil describir tanto sensaciones como cosas que se perciben, que pasan en cortos instantes del combate, pero son experiencias muy ricas. Otro punto que también me llamó la atención, es que en un clima frío como ese, el aliento caliente empaña mucho el visor del men (eye guard). Si controlas la forma en que respiras, puedes dirigir mejor el aire para no empañar el eye guard. Pero la respiración que emanas hacia el men viene inconscientemente cuando te entregas al cansancio para recuperar el aliento.

Pero si se resumiera lo anterior en una frase pequeña, lo que concluí de todo esto es: no vacilar, estar siempre listo para atacar, no bajar la guardia. Y mucho entrenamiento.

El shiai también fue un entrenamiento donde pude poner en práctica lo que fui aprendiendo en combate. Y cuando no era mi momento de luchar, podía observar la forma en que los otros colegas luchaban, y también sacar lecciones de ello.

* Retomando lo que hablé en el asterisco allí detrás, eso también vale para que aprendamos con Niten en los Momentos de Oro. Son buenos comportamientos que inicialmente nos dejan pensando para lograr actuar de esa forma, pero después de un tiempo en Niten, conviviendo todos los entrenamientos con esas prácticas, ellas terminan haciendo parte natural de nuestra forma de actuar en el día a día.

Otro punto interesante que también pude observar en el entrenamiento, es que los senpai más graduados también están bastante entrenados en observar la forma con que los menos graduados luchan, no sólo por cuenta del arbitraje, sino también como una forma de percibir dónde fallan y cómo corregir . Incluso entrenan la forma de cómo incentivar al menos graduado para el combate, como ayudar a sacar su energía a flote.

Durante los momentos de confraternización tuve la oportunidad de conversar con colegas de diversas sedes, conocer lo que llevó cada uno a entrar a Niten. Esta bueno descubrir que al mismo tiempo que tenemos mucho en común, el camino recorrido es diferente para cada uno. Pero todos concordamos que Niten modifica mucho nuestras vidas de una manera que nadie imaginaba cuando entró ... "



Couto aún cuenta más sobre el "birudo al final del largo día de entrenamiento el sábado",
sobre los shiai entre los colegas de 3to kyu y arriba,
​Sobre el discurso del General que acompañó parte de nuestro entrenamiento, sus palabras sobre amistad,
sobre la invitación para venir a entrenar a Iaijutsu en San Pablo válido para todos los alumnos de Niten
y sobre la ceremonia de clausura del Gashuku.



"... Agradezco mucho a los colegas de nuestra Sede en Victoria, así como a todos los otros senpais con que he tenido la oportunidad de entrenar, todos ellos por lo mucho que me enseñaron y por el incentivarme. Y un agradecimiento a Sensei por aceptarme y por esta valiosa oportunidad. Arigatou Gozaimashita" Couto - Sede en Victoria




tags:


topo

Instituto Niten Argentina
(15) 5647-1995 / (15) 6683-1832
info@niten.org.ar